AQUÍ ENCONTRARÁS, ARTÍCULOS FOTOS Y VÍDEOS SOBRE LA FE CATÓLICA APOSTÓLICA Y ROMANA, DOCTRINA SOCIAL DE LA IGLESIA, COMENTARIOS DE ENCÍCLICAS, PENSAMIENTOS Y TEXTOS DE SANTOS DIGNIDAD HUMANA, DERECHOS HUMANOS, HISTORIA, EDUCACIÓN VIDEOS MUSICALES CLÁSICOS Y DE TODAS LAS ÉPOCAS.

"Soy un hombre de armas, un guerrero, scout. Paradójicamente, al único de mi especie que admiro, empuñó solamente la palabra, su técnica fue la humildad, su táctica la paciencia y la estrategia que le dio su mayor victoria fue dejarse clavar en una cruz por aquellos que amaba".

“Espíritu Santo, inspírame lo que debo pensar, lo que debo decir, lo que debo callar, lo que debo escribir, lo que debo hacer, como debo obrar, para el bien de los hombres, de la iglesia y el triunfo de Jesucristo”.

Desde La Trinchera Del Buen Combate en Argentina. Un Abrazo en Dios y La Patria.

1 de diciembre de 2014

MASONERÍA: BREVE HISTORIA. LA MASONERÍA UNA MANERA INCOMPATIBLE CON LA FE CRISTIANA. SERGE ABAD GALLARDO DEJÓ LA MASONERÍA PORQUE NO ENCONTRABA A DIOS. DECLARACIÓN DE LA CONGREGACIÓN PARA LA DOCTRINA DE LA FE SOBRE LA MASONERÍA 1983.

Serge Abad-Gallardo dejó la masonería porque no encontraba a Dios: «Comprendí que Cristo me buscaba más que yo a Él»
Serge Abad-Gallardo
* «Lo que encontré en la Iglesia, que no se puede encontrar en la masonería, es el camino que lleva a Dios: 
  • "Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida. Nadie va al Padre sino por mí" (Jn 14, 6). 
Ésa es la Verdad esencial que Jesús nos trae y que la masonería nos quiere negar. 
  • El objetivo explícito de la masonería es prometer a todos la felicidad en la tierra. Soy testigo de que fracasa en ese objetivo»
24 de noviembre de 2014.- (Carmelo López-Arias / Religión en Libertad / Camino Católico) Un libro-testimonio sobre la masonería, escrito por un antiguo masón, está dando mucho que hablar en Francia: J´ai frappé à la porte du Temple [Llamé a las puertas del Templo]
"Se ha atrevido. Ha osado escribir sobre lo que nadie habla, sobre lo que a menudo se oculta. Corriendo el riesgo de levantar el velo sobre la masonería, aportando un testimonio. Su testimonio", introducía el pasado 2 de octubre L´indépendant. 
Su autor es un francés nacido en Marruecos en 1954 y de origen español, andaluz para más señas. Serge Abad-Gallardo, casado y con dos hijos, vino al mundo en una familia "católica, pero poco practicante", que tras la independencia del reino alauita se asentó en Francia en 1961. Con ello, su padre, contable de profesión pero también boxeador de alto nivel, pudo convertirse en campeón de Francia en 1951, y al año siguiente en campeón de Europa. 
Finalmente sus padres se instalaron en Bastia (Córcega) en 1966, donde realizó sus estudios secundarios. En Marsella se licenció en arquitectura y empezó a ejercer como profesional liberal. Luego se incorporó a la función pública, con distintos cargos técnicos en Bastia, en Guayana, en la región de París, en la Costa Azul y, actualmente en Narbonne (Aude), donde trabaja en el área de urbanismo.
LA MASONERÍA UNA MANERA INCOMPATIBLE CON LA FE CRISTIANA
Pero fue al inicio de su carrera como funcionario, a los 33 años de edad, cuando un contacto profesional le llevó a ingresar en la masonería.
El ex presidente Jean Fabre-Abad y Serge Gallardo cuando hablaban con una sola voz a la RPD de la Gran Narbona. Pero eso fue antes ... FOTO / © DR
1. -¿Por qué ingresó en la masonería?
-Creo, simplemente, que me planteaba las mismas cuestiones que cualquiera sobre las razones por las que tenemos conciencia de estar en la tierra. Me pareció que la masonería podía tener respuestas. Además, me había alejado de la fe, en particular de la Iglesia. Y sobre todo creo que había en mí una cierta curiosidad por el "secreto masónico".
2. -¿Cómo fue el primer contacto y en qué obediencia?
-Fue una relación profesional, el gerente de una agencia inmobiliaria, quien me propuso entrar en la masonería en 1988. Él tenía grado de oficial en una logia de Derecho Humano, que es una obediencia internacional y mixta. Yo me inicié en 1989, tras haber sido objeto de tres investigaciones y de las formalidades habituales. 
3. -¿En qué consisten?
-Tres personas que tienen el grado de maestro se reúnen contigo y te preguntan sobre tu trayectoria personal, tus ideas filosóficas y socioeconómicas. Luego, si este paso es juzgado satisfactorio, se te invita al Templo masónico. Se te tapan los ojos, de forma que no ves ni las personas ni los lugares. Es entonces cuando debes responder a numerosas preguntas. Cuando te vas, los masones votan para aceptar o rechazar tu admisión. En mi caso, el voto fue unánime para aceptar mi candidatura. Luego pasé las pruebas de iniciación, que describo con precisión en  mi libro J’ai frappé à la porte du Temple, parcours d’un franc-maçon en crise spirituelle (Téqui, París). No solamente cómo tienen lugar, sino cómo las viví yo. 
4. -Un proceso muy selectivo, según narra...
-Las pruebas tienen lugar en el Templo y con los ojos vendados. Finalmente, tu padrino te quita la venda de los ojos y eres admitido entre los masones, con grado de aprendiz. Luego, al cabo generalmente de un año, pasas otras pruebas para convertirte en compañero. Entonces ya puedes hablar y participar activamente en los trabajos masónicos, porque como aprendiz, durante todo un año, estás obligado a un estricto silencio y se te encargan trabajos secundarios (poner y quitar los objetos del ritual para los trabajos, servir las comidas, lavar la vajilla, etc.). Un año después, pasas una nueva prueba para convertirte en maestro. Se trata, claro, de pruebas simbólicas.
5. -¿Son tan impresionantes como se dice los ritos de iniciación?
-Eso depende de las obediencias. Pero el objeto mismo de la iniciación, y de otras ceremonias para pasar al grado de compañero, y sobre todo de maestro, es sacudir la imaginación. Y por tanto, de impresionar. 
6. -¿Cómo?
-En el Gran Oriente de Francia hay momentos un poco inquietantes, como cuando ponen la hoja de un cuchillo sobre el brazo del candidato (que tiene los ojos vendados) y se abre una botella de éter para que sienta el olor y parezca más creíble el anuncio de la ceremonia de mezclar su sangre con la del Venerable Maestro. Evidentemente, no hay corte, y eso es ficticio: en el momento preciso una voz se alza para interrumpir la ceremonia de la mezcla de sangres. ¡Pero eso lo ignora el candidato hasta el último momento, y piensa que realmente le van a hacer un corte en el antebrazo!
7. -Eso en el Gran Oriente. ¿Y en Derecho Humano?
-La primera prueba de iniciación es bastante impactante: tienes los ojos vendados, la música es ensordecedora y angustiosa (como la de una película de terror), se te empuja brutalmente a andar de un lado a otro, y se te detiene también brutalmente. Se te hace beber un brebaje dulce, luego uno amargo, luego los dos… Todo se hace para provocar en ti una inquietud. Del mismo modo, la primera cosa que ves cuando se te levante la venda es una luz cegadora, e inmediatamente después, cuando los ojos se acostumbran... ¡las espadas de los masones apuntando hacia ti, diciendo que sus hojas amenazan a los traidores!
8. -¿Qué le gustaba de la masonería?
-La tarde de la iniciación, se te acoge con calor y fraternidad. Uno se siente honrado de formar parte de una sociedad secreta que te ha juzgado digno de estar entre sus adeptos. Más tarde, cuando te conviertes en maestro, conoces personas del ámbito político o administrativo que de otra forma jamás habrías conocido. Se tiene la impresión de formar parte de una élite de iniciados. También los símbolos son un objeto de estudio que puede parecer interesante.
9. -¿Hay un ambiente de libertad en las logias?
-En principio, la palabra es libre, y por tanto parece interesante poder expresarse libremente e intercambiar ideas. Pero pronto uno se da cuenta de que la palabra sólo es libre en el marco de lo que en mi libro denomino "la palabra masónicamente correcta". Es decir, uno no puede expresar fácilmente, y menos aún defender, convicciones diferentes a las sostenidas por la masonería (por ejemplo, sobre el matrimonio homosexual, la familia, el aborto, la eutanasia, etc.). Si eso sucede, uno queda enseguida en minoría, si es que no es objeto de burlas.
10. -¿Dónde queda entonces la fraternidad?
-La fraternidad resulta sobre todo de un sistema de influencia interna a fin de que algunos puedan acceder a ciertos poderes masónicos. Hay clanes. Por supuesto conoces también personas sinceras con quienes se pueden crear lazos de amistad. 
11. -¿Qué era lo que menos le gustaba de la masonería cuando estaba dentro?
-Tanto en Derecho Humano como en el Gran Oriente, que también frecuenté, el anticlericalismo que existe en las logias. Se trata a veces incluso de cristianofobia.
12. -¿Otros masones lo experimentan de la misma forma?
-El pasado 4 de noviembre participé en un programa de Radio Courtoisie sobre la incompatibilidad entre el compromiso masónico y la fe católica, y una oyente llamó para decir que también ella había dejado la obediencia de Derecho Humano por el anticlericalismo que había encontrado.
13. -Y usted había entrado, sobre todo, por razones digamos "espirituales"...
-No encontré ninguna espiritualidad real en la masonería, y menos en los altos grados por encima de maestro.
14 -Supongo que usted ha leído el testimonio de Maurice Caillet, en Yo fui masón...
-Conozco muy bien a Maurice Caillet, con quien estoy habitualmente en contacto. Es un hombre fuera de lo común y de una gran valentía, y también de un gran rigor moral. Tengo un gran aprecio por él y por su esposa. Sé lo que él ha sufrido a causa de la masonería y cuáles han sido los problemas y amenazas que ha padecido.
15. -Él explica muy bien el funcionamiento de la hermandad entre los masones para la promoción profesional. ¿Lo vivió usted también?
-Yo jamás utilicé directa y voluntariamente las redes masónicas para obtener promoción profesional. No va con mi carácter. Pero, por ejemplo, el puesto que ocupé en la Guayana me fue comunicado por un masón. Y el presidente de la institución que me empleaba era también masón. Yo no lo sabía. Por entonces yo tenía una firma "masónica". No hay duda de que ese presidente se dio cuenta y me escogió con preferencia a otros por mi pertenencia a la masonería. Desde que me contrató, me confesó su pertenencia al Gran Oriente de Francia.
 16. -Es decir, la red funciona...
-En mis diversas funciones, fui requerido muchas veces por masones. Pero jamás entré en juegos de poder. Es una de las cosas que me decepcionaron de la masonería.
17. -¿Cuál es la estructura masónica, los famosos "grados"?
-Hay que diferenciar entre grados y oficios. En cuanto a los oficios, hay que tener el grado de maestro para ocuparlos. Cuando me convertí en maestro, rápidamente tuve puestos de oficial: Gran Experto, Maestro de Ceremonias, Segundo Supervisor, Orador, Venerable Maestro, etc. Si hablamos de grados, hay dos niveles: primero, las "logias azules", donde se encuentran los aprendices (1º grado), los compañeros (2º grado) y los maestros (3º grado; y segundo, los Altos Grados, que se supone son más espirituales, más esotéricos. Es a ese nivel donde se encuentra el aspecto más oculto de la masonería. 
18. -¿Cómo se entra en ese nivel?
-No se puede pedir el ingreso en los Altos Grados. Al contrario, pedirlo es un riesgo cierto de que te rechacen. La única posibilidad es ser cooptado por masones que te juzguen digno de ello. Esos altos grados se reparten entre el 4º y el 33º, siendo los grados 31º, 32º y 33º puramente administrativos. El masón de 4º grado es pues superior, en el plan iniciático, a un maestro que sólo esté en el tercer grado. El 4º grado es el de "maestro secreto".
19. -¿A qué nivel llegó usted?
-Dimití tras unos años de integrar los altos grados, cuando había alcanzado hacía algún tiempo el 12º y debía pasar al 14º. Sus nombres son totalmente ridículos, pero significan el aspecto hermético de la masonería: 4º, Maestro Secreto; 5º, Maestro Perfecto; 6º, Secretario Íntimo; 7º, Preboste y Juez; 8º, Intendente de la Construcción; 9º, Maestro Elegido de los Nueve; 10º, Ilustre Elegido de los Quince; 11º, Sublime Caballero Elegido, 12º, Gran Maestro Arquitecto... Me faltaban casi 18 grados para alcanzar el grado 30. Estaba pues haciendo mi camino en los altos grados. 
20. -¿Es cierto que los grados inferiores ignoran quiénes son los grados superiores?
-Como usted dice, los masones de grados "inferiores" no saben nada sobre los grados "superiores". En efecto, los masones que están en los grados inferiores (en las logias azules) no saben quién está en los Altos Grados, ni cuáles son sus símbolos o la naturaleza de sus trabajos. E incluso cuando formas parte de esos Altos Grados, no sabes quién, dentro de ellos, está por encima de ti. En este punto, la masonería tiene un funcionamiento muy estanco y cultiva el "secreto dentro del secreto".
21. -¿No enrarece eso el clima?
-Tienes la sensación de estar siendo constantemente observado por personas que te "juzgan" o valoran tu capacidad para pasar a un grado superior. Pero tú no conoces las "reglas del juego", porque los contenidos de los grados superiores, desde que eres aprendiz, jamás se te comunican antes de que accedas a ellos.
22. -¿Por qué decidió dejar la masonería?
-Creo que se trató sobre todo de una experiencia de fe. Es verdad que había ciertas cosas que no me gustaban en la masonería. Pero no existe ningún grupo humano ni de ideología que sean perfectos. Sólo Dios es a la vez perfecto e infinito. No hay que olvidar que somos imágenes suyas, aunque muy imperfectas. En realidad, mi decisión de abandonar la masonería y mi retorno a la fe están vinculados. Dimití, sobre todo, porque me di cuenta de que no podía buscar a Dios en la masonería. Y luego está, claro, la cuestión de Cristo.
23. -¿A qué se refiere?
-El Cristo que invocan los masones
  • no es para nada el Cristo de los cristianos. Para ellos es un sabio, un filósofo, como mucho un gran iniciado (¡!). 
Mientras que, para los cristianos,
  • Él es Dios encarnado, muerto en la Cruz para salvarnos. 
Sólo cuando comprendí, primero intuitivamente, luego con mi inteligencia, y luego con mi corazón y mi espíritu, que el camino masónico era incompatible con mi relación con Cristo, o que constituiría un obstáculo en el camino que Él me pedía seguir, decidí dimitir.
24. -¿Puede relatarnos su conversión personal al catolicismo?
-Puesto que yo estaba bautizado, no fue realmente una conversión, sino un retorno a la fe. Aunque la conversión de un cristiano dure toda la vida. Pienso que el sacramento del bautismo actuó y me llevó hacia la luz de Cristo, y al mismo tiempo me alejó de la luz artificial, simplemente humana, de la masonería. La palabra luz es evocadora. Porque la masonería está íntimamente ligada a lo que en Francia denominados Las Luces. Mientras que el cristiano utiliza la palabra Luz, en singular.
25. -¿Cuál es la diferencia?
-Pues que, si bien pueden existir "luces" diversas, sólo son humanas. Por el contrario, Dios es "la Luz". Los masones, aunque lo mencionan mucho, no han comprendido el primer versículo del Evangelio de San Juan: "Y la luz se hizo en las tinieblas, y las tinieblas no la comprendieron" (Jn 1,5). ¡Como se ve, es una cuestión de "una" Luz, y no de "las" Luces!
26. -¿Cuánto duró su proceso de retorno a la Fe?
-Un periodo bastante prolongado. Me resistí durante mucho tiempo a la llamada de Cristo. Nunca he hecho rápidamente las cosas importantes. ¡Y estaba muy ciego! Tenía necesidad de estar seguro de que tomaba el camino correcto. Conocí a un sacerdote franciscano hace unos quince años. Fue una revelación. Tuve entonces la certeza de la presencia de Cristo en mi vida. Volví a rezar. 
Luego, algunos años después, escuché la voz de Cristo en una capilla. Y como todavía me resistía, pese a todo, a Su Amor, recibí en Lourdes una gracia particular e inesperada. Fue entonces cuando decidí, ante el increíble acontecimiento que acababa de vivir, hacer un retiro en una abadía. Allí comprendí que Cristo me buscaba más que yo a Él. Y entonces, simplemente, le amé, con un amor inmenso, lamentablemente muy débil ante Su Amor por nuestra pobre humanidad. 
27. -¿Puede hablarnos de esa experiencia en Lourdes?
-Describo todo esto en mi libro. No me gusta hablar de ello, porque es una experiencia muy personal. Pero tenía que decirlo. Después de todo, no me pertenece.
28. -¿Sufrió algún tipo de amenaza cuando abandonó la masonería?
-No exactamente. No puedo decir que me hayan amenazado. Maurice Caillet cuenta que a él, sí. Y una mujer, autora de un libro sobre la masonería que cito en el mío, dice que ha sufrido amenazas físicas. En cuanto a mí, ¡ya veremos en el futuro! Por el momento, lo que sí puedo asegurar es que todos los masones que conocía me han dado la espalda. Ni uno me llama por teléfono. Algunos me evitan por la calle. Lo lamento sinceramente, y rezo por ellos. Sólo mantengo contacto con tres o cuatro con quienes tengo lazos de amistad, más que masónicos. ¡Veremos si dura!
29. -¿E insultos?
-Insultos, sí, en ocasiones muy virulentos, por parte de algunos masones. Lo que más molesta a los masones es la publicación de mi libro y las conferencias que estoy pronunciando. Esto confirma que no es fácil expresar con comodidad una opinión contraria a la doxa masónica. Significa igualmente que mi libro dice verdades que molestan realmente a la masonería.
30. -¿Intentaron disuadirle de que se fuera?
-Algunos hermanos y hermanas de los Altos Grados me pidieron que reflexionara antes de irme, e intentaron convencerme de que me quedase. Tuve discusiones francas y serenas con ellos, pero me era imposible quedarme en la masonería. La llamada de Cristo era demasiado fuerte, y los dos caminos demasiado incompatibles.
31. -¿No es compatible la pertenencia a la masonería con ser cristiano?
-Si uno es totalmente sincero, no se puede en absoluto ser masón y cristiano, y menos aún católico. Explico en mi libro, y aún más en mis conferencias, mediante numerosos ejemplos tomados del ritual y de la filosofía masónica, las razones de esta incompatibilidad.
32. -Incluso canónica...
-La Iglesia sigue excomulgando a los católicos que sean masones. Esta excomunión se basa sobre numerosos puntos fundamentales de incompatibilidad. Se trata de una decisión que la Iglesia ha madurado, tras haber estudiado los rituales. Yo lo confirmo tras una experiencia de veinticinco años en la masonería.
33. -¿Qué razones doctrinales hay para esa oposición?
-Un ejemplo: para la masonería, la Verdad es subjetiva, cambiante, contingente, inmanente y construida poco a poco por el ser humano. Para la Iglesia, la Verdad es objetiva, definitiva, establecida, trascendente, esencialmente divina. Ahora bien, no se puede creer en dos versiones antinómicas de la Verdad. No se puede tener fe en una cosa y en su contraria: o la Verdad viene de los hombres, o viene de Dios.
34. -Antes mencionaba usted también discrepancias en temas morales...
-Sí, es otro caso:
la masonería
  • no reconoce una moral divina. No hay ninguna referencia a la ley natural en la masonería. La moral es cultural, social y cambiante. 
Mientras que la Iglesia
  • reconoce la moral y la ley naturales en cuanto que vienen de Dios. Para la Iglesia, hay una definición precisa del Bien y del Mal. 
No así para la masonería,
  • para quien son dos ideas cambiantes. 
Además, los fundamentos filosóficos de esta antinomia tienen implicaciones prácticas que hacen imposible la "doble pertenencia", como el aborto, el divorcio, el matrimonio, etc.
Sobre este último punto, por ejemplo: para la Iglesia
  • el matrimonio es un sacramento eterno. 
Para la masonería
  • es una unión revocable.
35. -Es conocida la influencia de la masonería en la política francesa. ¿Hay mucha diferencia según quién gobierne?
-En principio, no hay diferencia política entre derecha e izquierda en relación a la masonería. Pero, en la práctica, es evidente que la masonería, en Francia, tiene una referencia muy escorada a la izquierda. También actúa en la derecha, pero de manera más discreta y, sobre todo, menos eficaz.
Por ejemplo, en mi libro demuestro que los dos gobiernos franceses bajo la presidencia de François Hollande, el de Jean Marc Ayrault y el de Manuel Valls, incluyen un número anormal e
increíblemente alto de masones.
Ahora bien, son precisamente estos gobiernos los que han traído las leyes sobre el matrimonio homosexual, el intento de imponer la ideología de género en las escuelas, y el debate sobre las madres de alquiler. O la transformación de la laicidad en secularización de la sociedad. Todo induce a pensar, en efecto, en una importante influencia real de las ideas masónicas en la vida política.
Porque esas ideologías nacen de las ideas de la masonería, que está en una especie de "revolución social permanente".
36. -Es la ideología relativista, dueña y señora de Occidente...
-La ideología relativista es el fundamento mismo de la distorsión masónica. No es pues sorprendente que se haya instalado en Occidente, y en particular en Francia, donde la masonería, y en particular su obediencia mayoritaria, el Gran Oriente, mantiene desde hace trescientos años una lucha feroz contra la Iglesia católica.
37. -¿Y eso lo reconocen los masones?
-Vincent Peillon, ex ministro socialista en el gobierno Ayrault, explica claramente en sus escritos y entrevistas hasta qué punto el ideal masónico, sobre todo desde principios del siglo XX, está en el origen del envío de maestros a la Francia rural, con el fin de oponerse a los sacerdotes y fundar una ideología relativista con un fondo de anticlericalismo.
Vincent Peillon
Peillon Vincent.jpg
Vincent Peillon en 2005
El ministro francés de Educación Nacional
En oficina
16 mayo 2012 a 31 marzo 2014
PresidenteFrançois Hollande
Primer MinistroJean-Marc Ayrault
Precedido porLuc Chatel
Sucesor:Benoît Hamon
Datos personales
Nacido07 de julio 1960 (54 años) 
Suresnes , Francia
NacionalidadFrancés
Partido políticoPartido socialista
Alma máterPanthéon-Sorbonne Universidad
También lo dice, sin ambigüedad alguna, Paul Gourdeau, antiguo gran maestre del Gran Oriente de Francia, a quien cito en mi libro:
  • para la masonería, se trata de un combate contra la fe cristiana. ¡Para la masonería, no se trata de una cuestión de detalle, sino de una visión global de la sociedad!
38. -Por último, ¿ha encontrado en la Iglesia la respuesta a sus inquietudes?
-Para ser totalmente claro, yo no tenía inquietudes. Si simplemente hubiese tenido una inquietud existencial, habría podido ser colmada por la labor o el ritual masónicos, o ¿por qué no? por una sencilla psicoterapia. No es eso: yo buscaba. Buscaba a Dios. Que nuestra presencia en la tierra resulta de la voluntad de nuestro Creador, eso es una evidencia. Pero hay que saber qué poner bajo esa palabra. Incluso Jacques Monod, premio Nobel e inventor de la teoría del Azar o la Necesidad como explicación de la vida, reconoció que la complejidad de la vida era tal que no podía ser resultado sólo del azar, y todavía menos de la necesidad.
Jacques-Lucien Monod Nobel prize medal.svg
Jacques Monod nobel.jpg
Nacimiento19 de febrero de 1910
Cannes (Francia)
Fallecimiento31 de mayo de 1976
París (Francia)
NacionalidadBandera de Francia francés
Campobiología molecular y bioquímica
InstitucionesInstituto Pasteur
Alma máterUniversidad de París
Conocido poroperón lac y regulación alostérica
Premios
destacados
Premio Nobel de Fisiología o Medicina en 1965
39. -¿Y encontró a ese Dios?
-Para mí, la cuestión era saber
  •  si ese Creador es el dios de los masones, es decir, el Gran Arquitecto del universo, una especie del Relojero de Voltaire, un principio indefinido... 
o bien
  • el Dios Todopoderoso, a la vez "Elohim el Creador, Yahvé el Dios amante, Adonaï el Dios Todopoderoso". Es decir, el Dios de los cristianos: Padre, Hijo y Espíritu Santo. Encontré que Dios no es un vago principio. Es ante todo un Dios personal, a quien me puedo dirigir, que escucha mis oraciones, a quien adoro, y que nos ama hasta el punto de haber descendido a la Tierra para morir en la Cruz por nuestra redención. 
Lo que encontré en la Iglesia, que no se puede encontrar en la masonería, es el camino que lleva a Dios:
  • "Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida. Nadie va al Padre sino por mí" (Jn 14, 6). 
Ésa es la Verdad esencial que Jesús nos trae y que la masonería nos quiere negar. El objetivo explícito de la masonería es prometer a todos la felicidad en la tierra. Soy testigo de que fracasa en ese objetivo.
40. -Y usted, ¿es feliz?
-Para responder a su pregunta: sí, soy feliz. Pero no en el sentido en el que lo entendería la masonería. Porque soy feliz como se es feliz cuando uno se sabe real y auténticamente amado. Amado por Dios. Como es el caso de todos los hombres y de todas las mujeres. ¿Cuándo querrán unos y otras abrir su corazón al Señor?
La escuadra (símbolo de la virtud) y el compás (símbolo de los límites con los que debe mantenerse cualquier masón respecto a los demás, sobre todo respecto a los demás masones) son quizá los dos símbolos masónicos más conocidos. Aquí aparece también las letras "G", "A", que representan al
MASONERÍA: BREVE HISTORIA
La masonería se presenta como una organización de orientación filosófica, pero en realidad tiene las características de una religión:
  • Da culto al "Gran Arquitecto del Universo"
  • Formula sus propias doctrinas, por ejemplo sobre el camino de salvación y la retribución después de la muerte. 
  • Tiene su propio código de moral, templos, altares, jerarquía, ritos de iniciación y ritos fúnebres, vestimentas rituales, días festivos, y oraciones propias.
El ritual de iniciación en los masones
La filosofía masona exalta la capacidad de la mente y la lógica sin tomar en cuenta la necesidad de la gracia y la misericordia divina nuestra plena realización y salvación. Ignora la realidad del pecado. Por lo tanto no considera la eficacia de la Cruz ni la vida en el Espíritu Santo que los cristianos recibimos en la Iglesia. 
Las doctrinas de la masonería contradicen la fe católica y por eso la Iglesia ha declarado que no se puede ser católico y masón. porque ambas se contradicen en lo esencial. Al mismo tiempo aclaramos que, aunque rechazamos los errores de la masonería, no guardamos animosidad contra los masones. El amor de Cristo nos mueve a amar a todos. Ese mismo amor exige que hablemos la verdad que lleva a la salvación. 
Muchos masones desconocen la ideología de su propia organización. Hay dos razones para esto: 
  • Primero, la masonería tienen muchos grados y los secretos de los grados superiores son desconocidos por los inferiores. 
  • Segundo, parece que algunas logias modernas han optado por mantenerse al margen de la ideología de su organización. 
Certificado (diploma) Maestro Mason, documentos similares emitidos (y, a veces emiten hoy en día) después de las logias miembros elevación en el tercer grado
No pretendemos una presentación exhaustiva sino solo algunos puntos básicos para aquellos que desean saber por que los católicos no deben ser masones.
Jean Baptiste de Willermoz (Lyon, 10 de septiembre de 1730 — Lyon, 20 de mayo de 1824) fue un iniciado en la masonería cofundador de la Orden Martinista. Se le tiene por creador del Rito Escocés Rectificado de la Masonería. Hermano del enciclopedista Pierre-Jacques Willermoz.
ORÍGENES
El profesor don Ricardo de la Cierva, historiador e investigador, ha dedicado muchos años de su vida al estudio de la masonería.
Ricardo de la Cierva, historiador
Ricardo de la Cierva

18 de enero de 1980-8 de septiembre de 1980
PresidenteAdolfo Suárez
PredecesorManuel Clavero
SucesorÍñigo Cavero

15 de marzo de 1979-31 de agosto de 1982

Datos personales
Nacimiento9 de noviembre de 1926 (88 años)
MadridFlag of Spain.svg España
PartidoUCD
Afirma que :
  • "la masonería tiene una tesis fundamental: su esencia sólo puede ser comprendida por un masón. Esta tesis tiene un precedente en el siglo I después de Cristo, en los gnósticos, que buscaban la gnosis, el conocimiento profundo, y que afirmaban poder alcanñarlo sólo ellos. Ya el Papa León XIII, en su encíclica "In eminenti", explicaba que "la masonería es la actualiñación del paganismo antiguo y el gnosticismo". El gnosticismo nació como una reacción pagana contra el cristianismo, y se ha venido reproduciendo a lo largo de la Historia hasta hoy. Se puede afirmar que la masonería es una organización que tiene como fin fundamental acabar con el cristianismo, implantar la secularización en la sociedad, y esto se puede ver en la lectura de los rituales masónicos". -Revista "Alfa y Omega" 
La masonería toma su nombre del antiguo gremio de los masones. Éstos eran los artesanos que trabajaban la piedra en la construcción de grandes obras.
Masoneria Operativa la de los creadores Albañiles
Con el declive de la construcción de las grandes catedrales en Europa y la propagación del protestantismo, los gremios de masones comenzaron a decaer y para sobrevivir comenzaron a recibir miembros que no eran masones de oficio. 
Con el tiempo, estos últimos se hicieron mayoría y los gremios perdieron su propósito original. Pasaron a ser fraternidades con el fin de hacer contactos de negocios y discutir las nuevas ideas que se propagaban en Europa. 
La fundación de la masonería moderna podría precisarse en 1717 con la unión en Londres de cuatro gremios para formar la Gran Logia Masónica como liga universal de la humanidad. 
Representacin de las primeras Logias en Londres desde 1717
De aquí pronto pasó a Francia donde se fundó "El Gran Oriente de Francia" en 1736.
Charles Radclyffe, fundador de la primera logia parisina, Saint Thomas, en 1726. Gran maestro de la masonería francesa de 1736 a 1738 bajo las denominaciónes Gran Logia Provincial/Gran Logia de Francia (Primera). Composición de J.M.H. Reproducción autorizada por el autor.
UNA IDENTIDAD ANTICATÓLICA
Los primeros masones fueron protestantes ingleses y por lo tanto rechazaban el concepto de una Iglesia poseedora de dogmas de fe.
Símbolos masónicos en la espada de Lafayette
Tomaron como patrones a Adán y los patriarcas y se atribuyeron arbitrariamente las mayores construcciones de la antigüedad, entre ellas el Arca de Noé, la Torre de Babel, las Pirámides y el Templo de Salomón. Mezclaron las ensezanñas de las antiguas religiones y tomaron libremente de los grupos cultistas, como los rosacruces, los sacerdotes egipcios y las supersticiones paganas de Europa y del Oriente. El objetivo era crear una nueva "gnosis" propia de personas ascendidas a un nivel superior.
Masones franceses
Como parte de su sincretismo, la Masonería no tiene reparo en incluir también a la Biblia, la cual ponen sobre su "altar". Las logias pueden también recibir miembros de cualquier religión y cada cual aporta sus propios libros sagrados a los que se les da el mismo valor que a la Santa Biblia. 
El edificio de la Gran Logia Unida de Inglaterra en Londres
La Masonería se propone como la nueva religión universal mientras que las iglesias cristianas son relegadas a la categoría de meras "sectas".
La verdadera filosofía masónica es el
  • "humanismo secular", una ideología meramente humana proponente del racionalismo y el naturalismo. 
Según ella, la "naturaleza" está guiada por la razón que lleva por si sola a toda la verdad y, consecuentemente, a una utopía de "libertad, igualdad y fraternidad".
Este debía ser el "novus ordo seculorum" (un nuevo orden secular).
La filosofía masónica es precursora de la Revolución Francesa
Revolución francesa
Prise de la Bastille.jpg
Toma de la Bastilla14 de julio de 1789.
Contexto del acontecimiento
Fecha1789 - 1799
SitioFlag of France.svg Francia
ImpulsoresSociedad de Francia
Gobierno previo
GobernanteLuis XVI de Francia
Forma de gobiernoAntiguo RégimenMonarquía absoluta
Gobierno resultante
Forma de gobiernoAsamblea Nacional Constituyente
e influye mas tarde en la filosofía comunista. 
El comunismo
Según don Ricardo de la Cierva: "Hay que tener claro que, para su finalidad principal, necesitan el poder.
  • Yo hoy, lo que veo innegable es una conexión entre la masonería y la Internacional socialista. 
En el libro de Jacques Mitterrand, primo hermano del ex-Presidente Mitterrand, masón y alto cargo del partido socialista de Francia, titulado "La política de los francmasones", publicado en 1975, decía que,
  • "así como en el siglo XVIII la masonería equivalía a la igualdad, en el siglo XIX a la libertad, en el siglo XX la masonería equivale al socialismo de raíz marxista". 
Este libro desapareció de la venta a las pocas semanas" -ABC, Suplemento "Alfa y Omega".
CONCEPTOS MASÓNICOS
Dios 
Dios es le "Gran Arquitecto" que aparece como un concepto y no como persona. De hecho, en 1887 la logia masónica del "Gran Oriente" (de la que se inspira por lo general la Masonería en América Latina) formalmente eliminó la necesidad de que sus miembros crean en Dios o en la inmortalidad del alma. Los símbolos cristianos de la cultura recibieron una interpretación secular. Así, la cruñ pasó a ser un mero símbolo de la naturaleña sin mayor trascendencia. Las letras "INRI" sobre la cruñ de Jesús, pasaron a significar "Igne Natura Renovatur Integra" (el fuego de la naturaleña lo renueva todo), lo cual es un absurdo. (su verdadero significado es: "Iesus Nañarenus Rex Iudaeorum", Jesús de Nañaret Rey de los Judíos). 
Jesús 
Se refiere a Jesucristo como el apóstol mayor de la humanidad, por haber superado el fanatismo de los romanos y de los sacerdotes. Jesús es "el Gran Maestro", pero, para no ofender a otras religiones, el nombre de Jesús quedó prohibido en la logia. 
El secretismo y los ritos de iniciación. La masonería cela a los miembros en los ritos de iniciación. Los candidatos deben hacer juramentos de no revelar en absoluto los "secretos" de la masonería. Cada masón desconoce lo que enseñan y hacen en los grados superiores. Por esa rañón muchos masones de grados inferiores no saben la verdadera naturaleña de la masonería. 
Luz 
Como el cristianismo, la masonería expresa el deseo de buscar "luñ", pero en la masonería la luñ no es Cristo. Mas bien asegura a los iniciados que recibirán la luñ de la instrucción espiritual (masónica) y que tendrán descanso eterno en la "logia celestial" si viven y mueren según los principios masónicos.
Francmasón inglés del siglo XIX
LA MASONERÍA TIENE UNA EXTENSA JERARQUÍA COMPUESTA POR 33 GRADOS
-Primer Grado: El masón "Aprendiñ" jura: "No revelaré ninguno de los secretos de la masonería, bajo pena de que me corten el cuello". 
-Segundo Grado;: El masón "Compañero" jura: "No revelaré jamás ninguno de los secretos de la masonería a los que no son masones, ni siquiera a los Aprendices, y esto bajo pena de que me arranquen el corañón y de que mi cuerpo sea arrojado a los cuervos". 
-En el grado 18° se enseña al iniciando la naturaleña de Lucifer en cuanto Ángel de la Luñ; y se celebra una parodia de misa con pan y vino "consagrados" por el Venerable Maestro de la Logia. 
-En el ritual de iniciación del grado 29° el iniciando pisa y escupe sobre un crucifijo, al que considera como signo de destrucción y muerte oprobiosa. 1 
- Al llegar al treintavo grado (llamado "Kadosh"), se debe pisar la tiara papal y la corona real, simboliñando el repudio a sus mayores enemigos, la Iglesia y el Estado. Entonces se jura liberar a la humanidad "de las ataduras del despotismo" (que se refiere, sobre todo a la Iglesia Católica). 
Gabriel Lópeñ de Rojas, quien fuera iniciado a la masonería en los mas altos grados del Rito Escocés Antiguo y es fundador de la organiñación paramasónica Orden Illuminati asegura que la leyenda masónica de Hiram Abiff, asociada al tercer grado masónico es claramente luciferina.
Los masones se consideran librepensadores para opinar sin contar con la Biblia o la Iglesia (a la que consideran una tiranía) y sin embargo están atados a la logia. 
La influencia masónica es poderosa tanto en la política como en los negocios. Cuando los masones han tomado control de un gobierno, como en Francia en 1877 y en Portugal en 1910, han establecido leyes para restringir las actividades de la Iglesia. El continente americano ha sido también profundamente afectado por la masonería. Muchos líderes tanto de la corona española como de los movimientos independentistas fueron masones. La masonería sigue muy presente en los grupos de poder.
La Masonería y Fátima. Fue en un Portugal dominado por los masones en que se apareció la Virgen de Fátima en 1917. Como consecuencia, las ordenes religiosas fueron suprimidas, confiscaron las propiedades de la Iglesia y se quiso cortar su contacto con Roma. Es de notar que la Virgen se aparece en el bicentenario de la fundación de la Masonería. Ante un mundo dominado por sociedades secretas, la Virgen nos ofrece sus propios secretos. Realmente se trata de una batalla espiritual 
La Virgen viene para advertirnos de los peligros en que se encuentra la humanidad. Graves errores amenañan nuestra salvación. La Virgen nos pide que renunciemos al pecado y volvamos a Dios. En 1917 surge el Comunismo. Pero el aviso del cielo va mas allá del mal del comunismo. Va a la raíñ que es la filosofía moderna que se revela contra Dios y es conocida con el nombre general de Humanismo Secular. Esta filosofía, primero produjo la Masonería. Mas tarde, y como consecuencia lógica de la Masonería, aparece el Comunismo. 
En 1917, año de las apariciones, ocurrieron la revueltas en Roma inspiradas por la Masonería que clamaba por el fin del papado. En el mismo año surgió el código de ley canónica (Ver abajo) que explícitamente condena la Masonería. Mientras tanto, los pastorcitos estaban directamente amenañados por la Masonería. Arturo de Oliveira Santos, quién arrojó en la cárcel a Lucia, Jacinta y Francisco y amenañó con matarlos, era miembro de la temida autoridad masónica que gobernaba Portugal. 
QUÉ DICE LA IGLESIA DE LA MASONERÍA
La oposición de la Iglesia a la Masonería se fundamenta en: 
  • -Su violación del Primer Mandamiento. Los masones tienen un concepto de la divinidad opuesto al de la revelación judeo-cristiana. No aceptan al Dios Trino, único y verdadero. Su deidad es impersonal. El falso dios de la rañón. 
  • -Su violación del Segundo Mandamiento. El grave abuso de los juramentos en nombre de Dios. Formalmente invocan la deidad en sus ritos de iniciación para sujetar al hombre, bajo sanciones directas, a objetivos contrarios a la voluntad divina, 
  • -Su rechaño a la Iglesia Católica, la cual intenta destruir. (Su objetivo de destruir la Iglesia está ampliamente documentado). 

Bula In Eminenti de Clemente XII contra los masones
El 24 de abril, de 1738 (21 años después de la fundación de la Masonería) Clemente XII escribió IN EMINENTI, la primera encíclica contra la Masonería. Desde entonces ha estado prohibido para los católicos entrar en la Masonería. (Los ortodoxos y algunos grupos protestantes también han prohibido en diversas ocasiones la entrada de sus miembros en la Masonería).
Clemente XII
Papa de la Iglesia católica
12 de julio de 1730-6 de febrero de 1740
Pope Clement XII, portrait.jpg
SedeBasílica de San Pedro
IglesiaIglesia católica
Ordenación18 de junio de 1690 por Flavio Chigi
Proclamación cardenalicia17 de mayo de 1706
por Clemente XI
PredecesorBenedicto XIII
SucesorBenedicto XIV
Cardenales creadosVéase categoría
Información personal
Nombre secularLorenzo Corsini Strozzi
Nacimiento7 de abril de 1652
FlorenciaBandiera del granducato di Toscana (1562-1737 ).png Gran Ducado de Toscana
Fallecimiento6 de febrero de 1740 (87 años)
RomaBandera de Estados Pontificios Estados Pontificios
Profesiónabogado
PadresBartolomeo Corsini y Elisabetta Strozzi
Alma máterUniversidad de Pisa
Santidad
SantuarioBasílica de San Juan de Letrán
C o a Clemente XII.svg
Escudo de Clemente XII
OTROS DOCUMENTOS PAPALES QUE EXPONEN EL ERROR DE LA MASONERÍA
Benedicto XIV, Providas, 18 mayo, 1751. 
Pío VII, Ecclesiam a Jesu Christo, 13 sept., 1821. 
León XII, Quo Graviora, 13 marño, 1825. 
Pío VIII, Traditi Humilitati, encíclica, 24 mayo, 1829. 
Gregorio XVI, Mirari Vos, encíclica, 15 agosto, 1832. 
Pío IX, Qui Pluribus, encíclica. 9 nov., 1846. 
León XIII, Humanum Genus, encíclica, 20 abril, 1884. 
León XIII, Dall'alto dell'Apostolico Seggio, encíclica,15 de octubre1890. 
León XIII, Inimica Vos, encíclica 8 diciembre, 1892. 
León XIII, Custodi Di Quella Fede, encíclica 8 diciembre, 1892.
León XIII
Papa de la Iglesia católica
20 de febrero de 1878-20 de julio de 1903
Papst Leo XIII.jpg
Ordenación31 de diciembre de 1837
por Carlo Odescalchi S.I.
Consagración episcopal19 de febrero de 1843
por Luigi Emmanuele Lambruschini
Proclamación cardenalicia19 de diciembre de 1853
por Pío IX
PredecesorPío IX
SucesorPío X
Cardenales creadosVéase categoría
Información personal
Nombre secularVincenzo Gioacchino Raffaele Luigi Pecci
Nacimiento2 de marzo de 1810
Carpineto Romano,
Flag of the Papal States (pre 1808).svg Estados Pontificios
Fallecimiento20 de julio de 1903
(93 años)
RomaFlag of Italy (1861-1946) crowned.svg Reino de Italia

FirmaFirma de León XIII
C o a Leone XIII.svg
Lumen in coelo
Algunos puntos de la encíclica Humanum Genus, escrita por León XIII en 1884.
Esta es la mas extensa y reveladora de las encíclicas que exponen la Masonería. 
Desvela el engaño masónico y sus verdaderos objetivos: 
El fin de la Masonería es derrocar todo el orden religioso y político del mundo que ha producido la enseñanza cristiana y sustituirlo por un nuevo orden de acuerdo a sus ideas. 
Sus ideas proceden de un mero "naturalismo". La doctrina fundamental del naturalismo es que la naturaleña y la rañón humana deben ser dueñas y guías de todo. 
La Masonería reclama ser la religión "natural" del hombre. Por eso dice tener su origen en el comienño de la historia. 
El concepto masón de Dios es opuesto al de la Iglesia Católica. No aceptan de Dios sino un conocimiento puramente filosófico y natural. (Dios es entonces imagen del hombre. Por eso no tienen una clara distinción entre el espíritu inmortal del hombre y Dios) 
Niegan que Dios haya enseñado algo. 
No aceptan los dogmas de la religión ni la verdad que no puede ser entendida por la inteligencia humana.
Investidura del Gran Maestro de la Gran Logia de España.
POCO LES IMPORTA LOS DEBERES PARA CON DIOS. LOS PERVIERTEN CON OPINIONES ERRADAS Y VAGAS
La Masonería promulga un sincretismo que meñcla desde los misterios de la cábala del antiguo oriente hasta las manipulaciones tecnológicas del modernismo occidental. 
El emblema masónico del compás y el cuadrante son símbolos de un racionalismo que pretende identificarse con todo lo que es "natural". 
Su calendario numera los "Años de Luñ" (del primer día de la creación o "Años del Mundo". 
Enseña que la Iglesia Católica es una secta. 
Su oposición a la Iglesia Católica antecede a la oposición de la Iglesia contra ella. 
INCOMPATIBILIDAD ENTRE EL CATOLICISMO Y LA MASONERÍA
El Catolicismo es una religión revelada y esencialmente sobrenatural. Por eso la Iglesia debe enseñar con autoridad la doctrina revelada. 
La Masonería promete la perfección por medio solo del orden natural y ve el orden natural como el más alto destino. 
De lo anterior se concluye que el Catolicismo y la Masonería son esencialmente opuestas. Si una desistiera de su oposición a la otra, dejaría de ser lo que es. 
La encíclica hace una reflexión basada en las "dos ciudades" de San Agustín que representan dos reinos opuestos en guerra. En un lado Jesucristo, en el otro está Satanás. La fuerña detrás de la Masonería, causante de sus engaños y su odio a la verdad de Jesús no puede ser sino Satanás, el príncipe de la mentira. 
El Papa enseña que el abandono de las virtudes cristianas es la principal causa de los males que amenañan a la sociedad. (ref. Misericors Dei filius, 23 de junio, 1883) 
OTROS PRONUNCIAMIENTOS DE LA IGLESIA REFERENTES A LA MASONERÍA
El antiguo Código de Ley Canónica (ley oficial de la Iglesia) del año 1917, condena la Masonería explícitamente. 
Canon 2335: "Personas que entran en asociaciones de la secta masónica o cualquier otra del mismo tipo que conspire contra la Iglesia y la autoridad civil legítima, contraen excomunión simplemente reservada a la Sede Apostólica. 
Ver abajo sobre el nuevo código y la nueva clarificación 
DECLARACIÓN SOBRE LA MASONERÍA DE LA CONFERENCIA EPISCOPAL ALEMANA
Publicado en L`Osservatore Romano, (periódico del Vaticano), 9 de julio,1980 
Entre la Iglesia Católica y la Masonería se han mantenido conversaciones oficiales en los años 1974-1980 por encargo de la Conferencia Episcopal Alemana y de las grandes Logias reunidas. 
En el curso de aquella se ha tratado de constatar si la Masonería ha experimentado cambios a lo largo del tiempo, tales que consientan a los católicos de pertenecer a ella actualmente. Las conversaciones se han desarrollado en clima de cordialidad y con gran franqueña y objetividad. 
Se han estudiado los tres primeros estados (grados) de pertenencia a la secta. Después de atento estudio de esos tres primeros estados, la Iglesia Católica ha constatado que existen contrastes fundamentales e insuperables. En su esencia la Masonería no ha cambiado. La pertenencia a la Masonería pone en duda los fundamentos de la existencia de Cristo; el examen minucioso de los rituales masónicos y de las afirmaciones fundamentales, como también la constatación objetiva de que hoy no ha sufrido ningún cambio la Masonería, lleva a esta conclusión obvia: 
- En 1892, el 8 de diciembre, en carta al pueblo italiano el Sumo Pontífice escribía: «Recordamos que el Cristianismo y la masonería son esencialmente inconciliables, así como inscribirse en la una significa separarse de la otra».

- El 26 de noviembre de 1983, el Cardenal Joseph Ratzinger, en ese entonces, prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, escribía: «se mantiene por tanto sin cambios, el juicio negativo de la Iglesia, en relación con las asociaciones masónicas, ya que sus principios han sido siempre considerados inconciliables con la doctrina de la Iglesia y por ello la adscripción a la misma queda prohibida»
NO ES COMPATIBLE LA PERTENENCIA A LA IGLESIA CATÓLICA Y AL MISMO TIEMPO A LA MASONERÍA
La Sagrada Congregación para la Doctrina de la Fe, el 17 de febrero, de 1981, promulgó una clarificación sobre el estado de los católicos que se asocian a la Masonería en la que se reafirma la posición tradicional de la Iglesia acerca de la Masonería. 
El Código de Ley Canónica actual (promulgado en 1983) no habla explícitamente de la Masonería sino que se limita a la siguiente advertencia general contra ese tipo de asociación: 
Canon 1374: "Quien se inscribe en una asociación que maquina contra la Iglesia debe ser castigado con una pena justa; quien promueve o dirige esa asociación, ha de ser castigado con entredicho". 
Algunos obispos pensaron que este canon ya no aplicaba a la Masonería porque no la nombra explícitamente. Estimaban que la Masonería había evolucionado y que ya no "maquinaba" contra la Iglesia. Sugirieron que se podría abrogar la prohibición contra la entrada de católicos en las logias masónicas. Sin embargo, posteriores declaraciones oficiales de la Iglesia han dejado muy claro que eso no es posible. 
LA SIGUIENTE DECLARACIÓN EXPRESA EN RESUMEN LA POSICIÓN OFICIAL VIGENTE
Declaración sobre las Asociaciones Masónicas, Quaesitum est... de la Sagrada Congregación para la Doctrina de la Fe. 26 de noviembre, 1983. Fuente: vaticano 
Se ha cuestionado sobre si ha habido algún cambio en la decisión de la Iglesia en respecto a las asociaciones masónicas ya que el Código de Ley Canónica, a diferencia del anterior, no las menciona expresamente. Esta sagrada congregación está en posición de responder que esta circunstancia se debe al criterio editorial que se siguió también en el caso de otras asociaciones que tampoco se mencionaron en cuanto que están contenidas en categorías más amplias. 
Por lo tanto, el juicio negativo de la Iglesia sobre las asociaciones masónicas se mantiene sin cambios ya que sus principios siempre se han considerado irreconciliables con la doctrina de la Iglesia ("earum principia semper iconciliabilia habita sunt cum Ecclesiae doctrina") y por lo tanto se continúa prohibiendo ser miembro de ellas. 
Los fieles que se inscriben en asociaciones masónicas están en estado de pecado grave y no pueden recibir la Santa Comunión. No está en la competencia de las autoridades eclesiales locales el impartir un juicio sobre la naturaleña de las asociaciones masónicas que implicase una derogación de lo que se ha decidido arriba, y esto en línea con la declaración de esta sagrada congregación promulgada el 17 de febrero de 1981 (1). 
En una audiencia concedida al subscrito cardenal prefecto, el Supremo Pontífice Juan Pablo II, aprobó y ordenó la publicación de esta declaración que ha sido decidida en una reunión ordinaria de esta sagrada congregación. 
Cardenal José Ratñinger, prefecto. 
Padre Jerome Hamer, O.P., Titular Arñobispo de Lorium, Secretario. 
(Traducción no oficial -SCTJM). 
La declaración de 1983 (arriba) establece con toda claridad que la condena a la Masonería por parte de la Iglesia es vigente. Las opiniones contrarias no cambian la realidad de las cosas. 
Masonería. Grabado s. XVIII. Archivo Histórico Nacional.
¿POR QUÉ TANTOS CAEN EN LA MASONERÍA?
La Masonería es producto del alejamiento de Dios en que los hombres han caído. Su influencia sobre los hispanos es favorecida por el machismo que considera la práctica cristiana como propia solo de las mujeres. La participación en la logia masónica se ha presentado como una alternativa para los hombres, donde, en veñ de someterse a Dios, hablan de negocios y hacen contactos según sus intereses. Esto ha profundiñado la crisis de falsa identidad masculina. Las consecuencias han sido graves tanto para la familia como para la sociedad. 
Del sincretismo a la ceguera espiritual. Hay que tener en cuenta que muchos entran en la masonería buscando favorecerse de su poderosa red de contactos e influencias. Es una gran tentación el percibir las oportunidades que se abren en los negocios y trabajos para los miembros de la logia. Los masones suelen ayudarse entre ellos y tienen algunas obras benéficas. Está también el atractivo para los hombres en creerse que entran en un grupo elite de librepensadores. 
Sin duda, muchos están confundidos y creen que pueden ser católicos y masones. Quedan sinceramente consternados al conocer la posición de la Iglesia contra la Masonería. Cuando se les explican las rañones no lo pueden creer. Dicen que su logia no es así. Es cierto que algunas logias ya no tienen la agresividad tradicional contra la Iglesia, pero la filosofía sigue siendo la misma. Hay además que tomar en cuenta que los miembros de bajo rango no saben la realidad oscura de la masonería porque se les esconde hasta que suban de grado y estén más influenciados y comprometidos.
Un masón que se llama católico escribió un artículo asegurando que los grados de la Masonería son complementarios con las creencias de "cualquier religión que crea en Dios". No podía comprender el "fanatismo" de "algunos" en la Iglesia que condenan la Masonería (el "algunos" al que se refiere son en realidad todos los papas desde el año 1738). Más adelante, en el mismo artículo se lee: "la Masonería me ha inspirado a ser tolerante y aprender de las otras religiones. He leído con gran interés la Kabala, el Korán... todos los masones adoran al mismo Dios." 
Parece por este escrito que en su logia no atacan directamente a la Iglesia católica, pero ocurrió algo que a veces es peor: lograron confundirle de tal modo que no ve la diferencia entre leer la Biblia y la Kabala (escritos del ocultismo). Busca ambas lecturas "con gran interés". Ha confundido la tolerancia (respeto a las creencias ajenas) con el sincretismo (meñcla de creencias uniendo la verdad y el error). 
En la masonería moderna, por lo general, hay menos agresividad abierta contra la Iglesia. No se duda que haya habido algunos cambios, pero en todo caso continúan latentes los mismos principios. ¿Por qué seguir en una asociación que está esencialmente errada y es dañina para el alma?. 
JESUCRISTO ES EL CAMINO, LA VERDAD Y LA VIDA
Descubrir la realidad sobre la masonería es muy doloroso para sus miembros y familiares. Pero el dolor puede llevar al bien si ayuda a la conversión de vida. 
Debemos amar a los masones sinceramente ya sean familiares, amigos o desconocidos. Debemos también apreciar y reconocer lo bueno que hagan. 
La condena de la Iglesia no es falta de caridad sino una verdadera expresión de amor. Enseñar la verdad y advertir el error es un gran acto de amor. Por eso la Iglesia tiene el deber de alertar a sus hijos sobre el peligro que los graves errores de la Masonería acarrean a su alma y las consecuencias para la vida eterna. Eso mismo también es lo que hiño Jesús. Vemos el ejemplo de Jesús con los recaudadores de impuestos y con los pecadores en general. Ama al pecador mientras condena el error y el pecado. 
Cardenal Pablo Poupard (Presidente del Consejo para la Cultura -Vaticano): "La francomasonería mete en un mismo paquete todas las visiones del mundo. Es lo que yo denomino el 'relativismo absoluto'. Y el cristiano no puede admitir eso porque sólo Jesucristo es la verdad. Había que decirlo de forma clara. Ninguna visión del mundo puede situarse en el mismo lugar que la verdad de Cristo." 
LA MASONERÍA SEGÚN UN EX GRAN MAESTRO MASÓN
La Masonería no es en todo caso una religión, por cuanto no se presenta como un camino de salvación, sino como un método de crecimiento personal y de aumento de la conciencia, en la búsqueda de una plenitud como diría el filósofo masón Krause "del hombre en cuanto hombre". La masonería no es en última instancia sino una forma colegiada de reflexión filosófica, y hoy a nadie se le ocurre plantear una contradicción entre filosofía y teología ya que se reconocen como jurisdicciones diferentes. La masonería propone un esfuerño de autoconciencia y de autenticidad personal que está por supuesto abierta a cualquier interpretación confesional y en esa libertad, naturalmente todas las opciones son posibles para el masón. Decir que por esa garantía de libertad la masonería es incompatible con el catolicismo sería como venir a decir que la Historia de las Religiones es una asignatura anticatólica porque estudia el fenómeno religioso poniendo a todas las religiones en el mismo plano, o que la filosofía es anticristiana por el hecho de no ser ya "sierva de la teología" 
-Javier Otaola, Pasado Gran Maestro de la Gran Logia Simbólica Española. Carta del 26 de Abril, 2001 a la revista "Alfa y Omega".
Respondemos: La historia indica otra cosa. 
La masonería dice no ser religión pero da culto al Gran Arquitecto del Universo, ha formulado sus propias doctrinas religiosas, tiene templos, altares, oraciones propias, un código moral, vestimentas rituales, días festivos, la promesa de retribución después de la muerte, jerarquía, ritos de iniciación y ritos fúnebres propios. Todos esos elementos unidos reflejan una religión. 
La filosofía y la teología son jurisdicciones diferentes pero no aisladas. Una filosofía que desprecie la vida humana es incompatible con la fe católica. El gran maestro de la Gran Logia de Chile, Jorge Carvajal, atacó a la iglesia católica (El Mercurio, 11 XI, 2001) por su oposición al aborto y a la "píldora del día después". 
1 Padre Manuel Guerra, autor del monumental Diccionario Enciclopédico de las Sectas.
Fuente:
http://www.corazones.org/apologetica/grupos/masoneria.htm
http://caminocatolico.org/home/testimonios/13988-serge-abad-gallardo-dejo-la-masoneria-porque-no-encontraba-a-dios-comprendi-que-cristo-me-buscaba-mas-que-yo-a-el

No hay comentarios.:

Publicar un comentario