AQUÍ ENCONTRARÁS, ARTÍCULOS FOTOS Y VÍDEOS SOBRE LA FE CATÓLICA APOSTÓLICA Y ROMANA, DOCTRINA SOCIAL DE LA IGLESIA, COMENTARIOS DE ENCÍCLICAS, PENSAMIENTOS Y TEXTOS DE SANTOS, DIGNIDAD HUMANA, DERECHOS HUMANOS, HISTORIA, EDUCACIÓN, VIDEOS MUSICALES CLÁSICOS Y DE TODAS LAS ÉPOCAS.

"Soy un hombre de armas, un guerrero, scout. Paradójicamente, al único de mi especie que admiro, empuñó solamente la palabra, su técnica fue la humildad, su táctica la paciencia y la estrategia que le dio su mayor victoria fue dejarse clavar en una cruz por aquellos que amaba".

“Espíritu Santo, inspírame lo que debo pensar, lo que debo decir, lo que debo callar, lo que debo escribir, lo que debo hacer, como debo obrar, para el bien de los hombres, de la iglesia y el triunfo de Jesucristo”.

Desde La Trinchera Del Buen Combate en Argentina. Un Abrazo en Dios y La Patria.

24 de junio de 2012

EL AMOR DEL PAPA BENEDICTO XVI POR LOS FELINOS Y EL SUEÑO DE ESCRIBIR UN LIBRO DE GATOS

Viernes 02 septiembre 2011
fuente: blog catolico conservacion iglesia y Agencias
No sólo es fanático de los felinos, antes de ser nombrado Papa rondaba en su cabeza hacer un libro de seres con patitas de terciopelos, o sea de gatos. No es lo único, en el funeral de Juan Pablo Segundo ya comentaba que quería cumplir un sueño , escribir una historia de gatos, un sueño que sigue rondando en su cabeza.
Joseph Ratzinger ha tenido gatos a su alrededor por décadas en los tiempos que era líder de la Congregación para la Doctrina de la Fe, ubicada en una transitada calle de San Pedro donde abundaban gatos , sobre todos heridos, quienes eran rescatados por Ratzinger para su recuperación, cuidando de ellos y dándole a todos un nombre.
Y se llevó a sus gatos al vaticano
Hasta que es ungido como papa, Joseph Ratzinger compartía con sus dos gatos en su apartamento en la plaza de Citta Leonina, a 200 metros de la plaza de San Pedro, y fuentes de la Iglesia señalan que se ha llevado a vivir con él a sus dos mascotas felinas al vaticano.
Aunque no existe un reglamento, son pocas excepciones como la de Pablo VI, que tenía unos canarios y Juan Pablo II que tenía dos palomitas blancas, no hay antecedentes de Pontífices que hayan compartido el Palacio Apostólico con animales domésticos. El Papa es, sin embargo, un monarca absoluto, donde su voluntad es obedecida ciegamente y sin embargo pudo cambiar esta regla, como subrayó la concejal Mónica Cirinna, que le había escrito una carta pidiéndole que no abandonara sus gatos.
“En la carta le pedí al Pontífice que ejerciera su poder para llevar los gatos al apartamento papal y me parece que todo se resolvió de la mejor manera, espero que El Vaticano dé pronto la noticia oficial”, relató la doctora Cirinna’.
La doctora Cirinna’ aseguró que según voces informales los gatos ya se encuentran en el Vaticano.
“El cardenal Vertoni, en la revista Familia Cristian, habló de estos gatos, del hecho de que el Papa les habla en dialecto bavarés. Muchos otros datos confirman este amor de Benedito XVI por los animales”, asegura Cirinna’

No hay comentarios.:

Publicar un comentario